¿Cómo viaja Pedro, el Director de Comunicación de Sociedad Geográfica de las Indias?

5/5 - (5 votos)

Pedro-Taj-Mahal

Pedro González Figuls es Director de Comunicación de Sociedad Geográfica de las Indias y un aventurero nato: desde los fondos marinos de Maldivas hasta los templos de Indonesia, a Pedro le encanta todo lo que suponga un riesgo y todas esas primeras veces que regalan los viajes más apasionantes.

Pedro González Figuls nos revela cómo viaja, sus lugares favoritos y aquellas anécdotas que te conectan con el viaje más divertido.

1.¿Cuál es ese destino que nunca olvidarías?

Sería difícil quedarse con un solo destino. Te daré varios momentos que difícilmente olvidaré:

  • Recorrer en moto los asombrosos paisajes de Ladakh.
  • Asistir a un festival de sacrificios en un templo perdido de Sri Lanka.
  • Sobrevolar el Himalaya en Nepal.
  • Tatuarme con Whang-Od (mujer de 108 años) en el perdido pueblo de Bontoc en Filipinas.
  • Aurora Boreal en Kiruna.
  • Subasta de atunes (de Cádiz, curiosamente) en el antiguo (y ya inexistente) mercado de pescado Tsukiji de Japón.
  • Mi primer viaje grande con mis padres y hermano a Egipto.

Aurora Boreal en Kiruna

 

Whang-Od

2. Si tuvieras que elegir un plato típico de India, ¿cuál sería? ¿Y dónde?

Recordaré siempre con mucho cariño las dosas que Lakshmi nos preparaba por la mañana antes de empezar a descubrir los encantos de Kerala.

Dosa

3. La mejor experiencia a lomos de una moto.

Sin duda, recorrer Ladakh y Leh en moto. La variedad de paisajes, las inverosímiles aventuras que sucedían en los bordes de la carretera / camino, la idiosincrasia de esa remota parte del país, las peripecias para poder conseguir cerveza al final del día. La soledad, la belleza, el misticismo fusionados en una brisa acariciadora de alma.

Ladakh en moto

4. Un momento en plena naturaleza que nunca olvidarás

Probablemente sea el haber coronado el Montblanc. El trabajo en equipo necesario para hacerlo, las dificultades previas que fueron aconteciéndose y la belleza de la gesta, sumado al compromiso social que decidimos aportar a la expedición lo hace un momento muy icónico en mi vida.

5. Un lugar de Sri Lanka

5:30 am de la mañana. Amanecer. Arugambay. En la pequeña barca de Kiyas. Pescando una langosta de 2.75 kg que luego en vez de vender a «la compañía» (encargada de exportarlas a otras partes del mundo donde se aprecia más ese manjar) decidimos quedárnosla para cocinarla y degustarla a la brasa por la noche. Deliciosa!! Tuvimos que pegarle la pata rota a otra langosta con superglue antes de ir a «la compañía» a venderla, porque con las patas rotas, pagan menos. Sin duda toda una experiencia.

Langosta

6. ¿Y el mejor hotel?

Sin lugar a dudas, el Taj Lake Palace de Udaipur. No solo es la ciudad más romántica del mundo (para mi gusto) sino que este hotel es la guinda del pastel. Un pastel llamado romanticismo. Ya solo la forma en la que tienes que acceder a él (barca, única y exclusivamente) y te reciben hace sentir que es un sitio especial y luego las habitaciones son fantasía pura. De los hoteles más espectaculares en los que he estado. Y que sin duda recomiendo a todo el mundo.

Taj-Lake-Palace-Udaipur

7. ¿Qué debe saber una persona antes de viajar a India?

Pues diría que no debería saber nada. jajaj

Que debería dejarse llevar, sorprender y acoger.

Que es un país que tiene demasiado que ofrecer como para ir con estereotipos, expectativas, ideas preconcebidas (buenas o malas).

Viajar a India es más un estado mental que una transacción física.

E independientemente de si piensas que te va a gustar o no, debes visitarla al menos una vez en la vida.

Ya, luego, cuando reposes todo lo vivido, decidirás…

Decidirás volver, claro.

Porque uno, a India, siempre vuelve.

Mental y/o físicamente.

 

 

Responder