Si India te dejó huella, deja tú la tuya.

Si India te dejó huella, deja tú la tuya.

La actividad turística es uno de los motores de India y aporta ingresos y beneficios para una de las economías que más crece en todo el mundo. Estos ingresos son especialmente beneficiosos cuando la actividad se realiza en contacto directo con las comunidades locales y el dinero aportado por el viajero se destina directamente a las personas y familias que intervienen en los servicios prestados, como fue vuestro caso y como lo es siempre por política en Sociedad Geográfica de las Indias.

Pero viajar también implica consumir algunos recursos naturales y cierta emisión de dióxido de carbono a la atmósfera. Desplazamientos en avión, trenes o carretera, consumo de agua en hoteles, etc. Por eso, en Sociedad Geográfica de las Indias nos hemos propuesto que cada uno de nuestros clientes tenga la posibilidad de mitigar esos efectos, dejando su huella ecológica en India.

En colaboración con el Programa de Medio Ambiente de Naciones Unidas y la ONG india Grow Trees, plantamos un árbol en nombre de los clientes en las Reservas Naturales de Kumbalgarh y Kahna.

Es nuestro regalo y agradecimiento a quienes viajaron con nosotros, y nuestro compromiso con India y su diversidad.

Arboles-de-sociedad-geografica-de-las-indias

Certificado de plantación de los últimos 500 árboles, en nombre de nuestros clientes.

Luna de Miel con Sociedad Geográfica de las Indias

Carta de nuestros queridos clientes, Jesús y Silvia, a su regreso de su Luna de Miel con Sociedad Geográfica de las Indias.

Hola!!

Perdonad la tardanza en contestaros, no hemos tenido acceso a Internet hasta ahora.

Para nosotros este viaje ha sido mucho más que nuestra Luna de Miel en India, ha sido descubrir un nuevo mundo lleno de contrastes, aromas, colores, controversias, supervivencia y alegría. Y aún así nos quedamos sólo en una ligero matiz de todo lo vivido.

Por nuestra parte queremos daros nuestra más sincera enhorabuena por la preparación, coordinación, gestión y realizacion del viaje. A pesar de nuestra juventud, tenemos a nuestras espaldas ya muchos km recorridos en diferentes viajes, por Brasil, Argentina, Marruecos, Europa, Campos de Refugiados, etc, y sin duda alguna podemos decir que este viaje y vuestra gestión ha sido con creces el que mejor coordinado y mejor ha cumplido con nuestras expectativas, superandolas con creces. Y del mismo modo y con toda franqueza os queremos decir que consideramos que guías como el que hemos tenido se encuentran muy pocos, con tanta profesionalidad, cultura, acogimiento y seguridad, además de ser una grandísima persona. Sin lugar a dudas consideramos que gran parte de la enorme satisfacción de nuestro viaje ha recaído en él. Nuestra más sincera enhorabuena para vosotros y en especial para él. Algo que ya dejamos recalcado en el cuestionario que de calidad que rellenamos.
Por lo demás, India nos ha dejado fantásticas imagenes, sensaciones, sabores y recuerdos, y estamos seguros que quedará mucha India en nuestras retinas para mucho tiempo.

Muchas gracias por todo, de nuevo nuestra más sincera enhorabuena.
Felicidades a todo el equipo de Sociedad Geografica de la India!!

Un fuerte abrazo,
Silvia y Jesús.

Luna de Miel con Sociedad Geográfica de las Indias

Cómo hacer negocios en India

Por SUSANA CARRIZOSA para El Pais.
Fuente: El Pais Economía. 17 febrero 2012.

– Un desembarco regional y potenciar los lazos personales son garantía de éxito en el país
– Se aconsejan socios locales y paciencia en las relaciones comerciales

Un país que es más un continente, con un potencial mercado de casi 1.200 millones de consumidores y donde todo está por hacer, se convierte en punto de mira de las economías en crisis y de las exportaciones mundiales. Poner una pica en India, segundo mercado mayor del mundo por detrás de China, es el nuevo input, especialmente para pymes, que pueden proveer de servicios a las compañías españolas allí establecidas, así como para las grandes superficies debido a la eclosión de centros comerciales en las principales ciudades indias.

Según la encuesta realizada a multinacionales establecidas en India por AT Kearney, se trata de un mercado muy atractivo para las empresas de tecnologías de la información, inversiones en I+D y servicios a empresas en comparación con el resto de las economías asiáticas emergentes. El 70% de las firmas consultadas ve una alta probabilidad de elevar sus inversiones en India a medio plazo, y el 75% sostiene que sus resultados han sobrepasado los objetivos y las expectativas, por delante de Malasia, Tailandia y Filipinas.

Oportunidades son todas, pero el laboratorio del mundo, como se conoce al país por su potencial en tecnología y servicios, es al mismo tiempo un destino duro y difícil para empresarios y directivos. “En India es fundamental ser paciente, porque el plazo de maduración para un negocio suele ser más largo que en España. Los tiempos se manejan de manera diferente. En general, analizan todo muchas veces. Aconsejo a las pymes adoptar un enfoque regional en su aproximación al país”, sostiene Arturo Fernández, presidente de la Confederación Empresarial de Madrid (CEIM).

Firmeza y una buena gestión de precios son imprescindibles para trabajar en el país asiático.
Una buena gestión de mercados y precios, firmeza en las propuestas y la armonía entre las partes son las piedras angulares para trabajar en el país asiático, según los expertos. Antonio Fernández, responsable de desarrollo y operaciones de Ericsson, manifiesta que “lo más gratificante de India es trabajar con equipos que tienen un nivel de ilusión y ganas difícil de encontrar en Occidente, contar con mucha ayuda te facilita la vida. Sin embargo, es una cultura en la que la planificación brilla por su ausencia”.

“Ten fe, confía en Dios, pero que no se te olvide cerrar la puerta de tu coche con llave” es una máxima que se cuela por las calles de Nueva Delhi, Bombay o Bangalore hasta los oídos de todo aquel que viaje para hacer negocios al primer productor mundial de leche, azúcar y té, según un informe del Instituto de Fomento de la Región de Murcia. Y es que India, junto a China, es el mercado emergente que ofrece más oportunidades a medio plazo, especialmente en infraestructuras, energía, telecomunicaciones, maquinaria, alimentación, textil y joyería.

Después de seis años sobre el terreno, el director de la agencia de viajes Sociedad Geográfica de las Indias, Pablo Pascual Bécares, apunta: “India ofrece mucho, pero no es un país fácil. Con crecimientos de entre el 7% y el 10%, la enorme burocracia y una forma muy diferente de ver las cosas son sus principales trabas. Para hacer negocios es imprescindible que te guste el país y que busques no ya un socio local de confianza, sino dos, y lo ideal es que pertenezcan a comunidades religiosas o culturales diferentes para evitar un peligroso sesgo en el desarrollo del negocio y la especial cosmovisión que vas a adquirir sobre el mercado y la gestión de los procesos internos”.

Evite los contratos verbales y prepárese para cambios constantes.
Con esta política bajo el brazo, Inditex ha desembarcado en Nueva Delhi y Bombay de la mano del grupo indio Tata. Del mismo modo que Cooperativa Mondragón ha creado una joint venture con un socio local. Pero India acoge a otras grandes empresas españolas, como los bancos Sabadell, BBVA y La Caixa; la constructora Acciona, la tecnológica Indra, la textil Mango

Las exportaciones españolas a India sumaron 1.200 millones de euros entre enero y noviembre de 2011, y las inversiones alcanzaron los 42,3 millones de euros hasta septiembre, según los datos del Instituto de Comercio Exterior (Icex). “España era el vigésimo segundo inversor en India en 2008 y en 2011 ya es el decimotercero”, señala Teresa Solbes, consejera económica y comercial de la Embajada de Nueva Delhi. Y es que “el interés de las compañías españolas por este mercado va en aumento, como lo demuestra el número de eventos y misiones comerciales que organizamos. Para 2012 tenemos ya en el horizonte un partenariado multilateral, en el que se pondrá en contacto a empresas españolas e indias con experiencia en proyectos financiados por el Banco Mundial o el Banco Asiático de Desarrollo, especialmente en el sector de las infraestructuras”, agrega.

Pero hay que saber jugar en su terreno con jugadores locales de primera división que demandan líderes entre los visitantes. “India busca líderes como socios y espera que lideremos el proyecto de principio a fin, y si las cosas van mal, que en algún momento irán, responderán como una verdadera familia”, dice Pablo Pascual. Algo que confirma el presidente de CEIM: “Hay que adaptarse a su forma de hacer negocios. A ellos les influye bastante un contacto personal continuado. El empresario indio suele estar muy abierto a recibir a otros empresarios. Para negociar, el factor precio es de vital importancia, lo que se complica por la presencia cercana del sureste asiático y China, con su consabida agresividad en los precios. En la cultura india, el regateo sigue siendo fundamental”.

Es frecuente que cerrar un contrato lleve dos o tres años de contactos.
“No es fácil hacer negocios debido a los bajos niveles de precios y la gran cantidad de competidores”, advierte el director de exportación de Amper, Raúl Domínguez Manzano. “Para conseguir la primera venta en India hay que tener mucha paciencia. El extranjero recién llegado puede tardar dos o tres años en concretar un negocio. Hay que tener en mente esta realidad”, agrega. “El directivo que vaya a India tiene que cambiar completamente el chip. Para empezar, se trabaja los siete días de la semana y se descansa en vacaciones. Un sueldo de entre 70.000 y 150.000 euros va a permitirnos contratar ayuda (cinco personas en casa), absolutamente indispensable para vivir allí”, manifiesta Sugata Jain, directora asociada del Career Management Centre del IE Business School.

El hombre de negocios indio es impulsivo, muy trabajador, no es directo; en muchos casos, algo corrupto, y tiene muchas ganas de enriquecerse rápido. Pero también posee gran capacidad de sacrificio y superación, es tremendamente capaz y, a menudo, tiene gran experiencia profesional en el extranjero. “En ocasiones les gusta aparentar lo que no son”, puntualiza Antonio Fernández.

Para el director de exportación de Amper, el directivo indio “es un negociador muy duro y muy listo. Suele presionar muchísimo en los precios. Son clientes complicados que cambian de opinión constantemente y es difícil cerrar una oferta o proyecto sin cambios continuos. Hay que acostumbrarse a que los contratos y el papeleo no se formalizan por escrito, y eso suele provocar malentendidos con el tiempo”. Y es que el problema de los indios es que no saben decir “no”, “una tradición antigua y muy peligrosa”, según Pascual.

 

Por SUSANA CARRIZOSA para El Pais.
Publicado en: El Pais Economía. 17 febrero 2012.

Nuestro equipo en India: Narendra Solanki

Narendra SinghNarendra Singh Solanki es uno de nuestros guías más jóvenes. Su valor es el de las nuevas generaciones, con gran preparación universitaria y mucho dinamismo en su interior.
Además de tener su licencia de guía oficial, estudió Comercio (en España sería algo así entre Marketing y Administración de Empresas). También ha cursado clases de español (castellano) con el Instituto Cervantes y ya ha viajado a España, a Ávila concretamente, en 2009. Es experto en Rajastán, y toda la zona norte (desde Delhi hasta Varanasi). Vive en Jaipur y trabaja como guía acompañante para Sociedad Geográfica de las Indias.

Narendra, ¿qué es lo que más te gusta de India?

La diversidad, los contrastes y su cultura.

¿Qué dirías que le interesa más a los viajeros españoles en sus visitas a tu país, comparado con otras nacionalidades?

Les llama mucho la atención la vida en las calles de la ciudad vieja y los mercadillos. También la música de Bollywood y las danzas tradicionales…

¿Y qué le recomendarías a aquellas personas que viajan por primera vez a India?

En realidad no recomendaría un destino o lugar en particular porque India es un país muy extenso. En sólo 100 km la cultura, las tradiciones y los rituales cambian mucho.
Pero mi recomendación más importante es la paciencia. La paciencia es clave en India.

Basándote en tu conocimiento de los lugares que conoces y presentas a los clientes, ¿cuál te gusta más o cual escogerías para un viaje personal?

Jaipur. Tiene muchas cosas buenas, es un lugar fascinante tanto si buscas monumentos como vida en la calle y bazares.

Define con pocas palabras lo que diferencia un viaje tradicional de un viaje personalizado y hecho a medida.

Aquel en que los deseos son realizados.

 

Nuestro equipo en India: Dileep Rathore

Cuando no está viajando o acompañando a algún cliente en su aventura, Dileep vive en Jaipur. A sus 26 años, acabó sus estudios de Comercio y lleva 3 años ejerciendo de guía para India norte, con licencia oficial del gobierno indio.
Sus explicaciones de monumentos y ciudades son siempre interesantes, pero más aún cuando se detiene en el lado más humano para interpretarle al viajero las tradiciones, la cultura y los rituales de las personas.
Dice que le encanta trabajar con españoles, especialmente catalanes (sonríe) y cuenta orgulloso que uno de sus viajes más agotadores fue acompañar a 42 uruguayos él solo sin ningún inconveniente en todo el viaje.

Dileep RathoreDileep, ¿qué diferencia los viajes de Sociedad Geográfica de las Indias de otros que has realizado?

Una cosa muy importante es que la gente que viaja con Sociedad Geográfica de las Indias es muy amable y cariñosa. Viaja más tranquila. Y la agencia ya les ha dicho que no van a ir de tiendas si no quieren, mientras que otras agencias les llevan a comprar todos los días obligatoriamente, forzando a los guías también a llevarles.

En tu trabajo has acompañado a turistas de muchas nacionalidades… ¿cómo son los españoles? ¿qué diferencias encuentras?

Los españoles son muy amistosos. Tienen muchas características que coinciden con las de los indios. Les gusta viajar en verano, les gusta pasear por la calle, mezclarse y sentir la cultura de cerca. Yo veo turistas de otros países que vienen a India de visita pero sólo porque buscan la pobreza, al sadhu, las vacas… Los españoles ve estas cosas pero sobre todo intenta comprender y ayudar a la gente.

¿Qué recomiendas para aquellas personas que viajan a India por primera vez?

El Taj Mahal. El estado de Rajastán y la India del sur. Y tienen que disfrutar las cosas típicas de India, como la comida, la ropa y accesorios para vestir, etc.

Conociendo India como la conoces, ¿dónde te gusta viajar para disfrutar de vacaciones con tu familia o amigos?

Me gusta Gujarat. Un estado con una rica cultura y menos turismo.

Gujarat

Gujarat, el estado más al oeste de India.

 

 

Nuestro equipo en India: Sanjeev Kumar

Sanjeev Kumar nació en Bihar hace 28 años. Actualmente vive en Nueva Delhi, habla 5 idiomas (incluyendo inglés, castellano ¡y ruso!) y está especializado en Artes. Como guía oficial, acompaña a los clientes de Sociedad Geográfica de las Indias desde hace 4 años en los viajes por India norte. Es un acomopañante alegre, dicharachero y con la energía propia de las nuevas generaciones.
¿Quieres conocerle mejor? Aquí va una pequeña entrevista:

Sanjeev Kumar

Como guía has trabajado también para otras agencias y otros tipos de viaje a India. En tu opinión, ¿cuáles son las principales diferencias de un viaje de los que organiza Sociedad Geográfica de las Indias, comparado con otros?

Yo diría que hay 3 cosas que nos hacen totalmente diferentes de los demás:
1. Las comisiones. No llevamos a los clientes de tiendas, salvo que nos lo pidan expresamente. No tenemos acuerdos con tiendas y por lo tanto no nos llevamos comisiones.
2. Sólo trabajamos India, por lo que estamos especializados y somos expertos en este destino.
3. Nuestro viaje se basa en la decisión del cilente. Ellos pueden hacer su propio plan en función de sus intereses.

Basándote en tu experiencia personal como guía, ¿qué diferencias encuentra en los viajeros españoles con respecto a otras nacionalidades?

A los españoles les encanta descubrir la «vida real» y la India más auténtica.

¿Qué es lo que más te gusta de India?

Su historia riquísima, su cultura y tradiciones.

¿Y si tuvieras que elegir una ciudad para visitar de las muchas que conoces de tu propio país?

Udaipur.

¿Qué recomendarías a un viajero que llega a India por primera vez?

Son recomendaciones para viajeros en general. La mayoría de nuestros clientes tienen esto resuelto por ir acompañados de su guía.

Aunque son muy modernos en muchas cosas, los indios y las indias se suelen vestir de forma más conservadora que en los países occidentales. Por eso recomiendo a los viajeros evitar los extremos en  su forma de vestir, para evitar llamar la atención. Mejor llevar jeans, camisetas o camisas que cubran piernas y brazos, especialmente en las mujeres.

También les diría que tengan en cuenta que en la mayoría de los templos y lugares de interés religioso los visitantes debemos entrar descalzos, así como cubrirse la cabeza con un pañuelo.

El clima en India puede parecer extremo para algunos visitantes. Recomiendo hacer algunas investigaciones antes de llegara a India, sobre el clima, la temperatura, etc. que se encontrarán en las distintas ciudades por las que van a pasar. Los veranos pueden llegar a aser muy calurosos, con 45 grados algunos días… El mejor momento para visitar India atendiendo al clima es entre febrero y marzo… y entre septiembre y noviembre.

Más cosas. Aunque la mayoría de los turistas evitan comer en las calles para evitar problemas digestivos, se están perdiendo algunas de las mejores experiencias de la verdadera comida india. Si quieren probar y experimentarla, hay opciones en la mayoría de las ciudaddes que permiten disfrutar de esta comida con garantías de higiene, etc. Les animo a que descubran la comida local de la zona que visitan hablando con la gente de la zona… ¡y que la prueben!

El transporte público en India es solvente, aunque en general no es muy cómodo. Dependiendo de la ciudad que visites, difiere la mejor opción. Por ejemplo, los trenes de Mumbai son muy convenientes, pero complicados de usar y moverse en taxi es basatante económico. Para ciudades como Delhi, Bangalore, Pune… es mejor moverse en auto-rickshaw porque los taxis son muy caros, especialmente en horas punta.

Como en cualquier lugar del mundo, eviten las calles oscuras y poco transitadas, especialmente de noche.

Si en al gún momento se sienten acosados por vendedores ambulantes, gente pidiendo limosna, etc. la mejor forma de librarse de ellos es ignorarlos. Sonríe, di que no con la cabeza y no te pares.

Al realizar las compras, ándate con ojo con los precios, pero relájate y disfruta. Los tenderos y vendedores indios esperan una negociación amable y divertida que suele  iniciarse con el doble del precio real del artículo. Pero si lo prefieres, también hay tiendas de precio fijo donde no se regatea.

¿Te animas a recomendar alguna película o algún libro a nuestros clientes?

Un libro: «The wonder that was India»

Películas:
Swades, we the people.
Lagaan, érase una vez en la India.