Las muchas puertas de la India: ¿Cuál eliges tú?

Las muchas puertas de la India: ¿Cuál eliges tú?
5 (100%) 7 votes

Puertas de La India

¿Qué puerta elegirías?



© Everything Everywhere

Si te gustan las historias, tenemos una para ti. Una en la que nos ubicamos en un gran palacio con puertas a mundos muy diferentes. El reto consiste en saber qué te gustaría encontrar al otro lado. Ábrelas y vive tu propia historia. 

Escrito por: Alberto Piernas

¿Cuál es tu puerta?

Una de las narradoras más universales de la literatura, Scherezade, le contó al Sultán una curiosa historia de las muchas que incluían las Mil y Una Noches. La misma hablaba de un hombre pobre que llegó a un suntuoso palacio donde gozó de la compañía de bellas jóvenes y manjares inimaginables. Un lugar basado en la ostentación y formado por diferentes puertas. Tras abrir la primera, descubrió un vergel de árboles frutales surcados por riachuelos. Más allá de la segunda encontró flores de todos los tipos y colores y tras la tercera vio infinidad de aves tropicales. La cuarta puerta escondía una bella cúpula. Pero las siete restantes escondían lugares y mundos aún mejores.

La India romántica: Taj Mahal (Agra)

A lo largo de la historia han existido grandes relatos de amor, y el del príncipe Sha Jahan y la princesa Mumtaz Mahal es posiblemente uno de las más universales del mundo. Nacido como regalo a la fallecida esposa de Jahan, el Taj Mahal se convierte en el mejor umbral a un mundo de romance y exotismo. A tumbas vacías cuyos cuerpos pululan en lugares inciertos, un interior cuya atmósfera corta la respiración y un conjunto que, en sí, representa un universo propio en el que perderse durante vuestro paso por la ciudad de Agra.

Majestuosa entrada al Taj Mahal en Agra

Entrada de la nave principal del Taj Mahal © Tobias Legger

La India de los maharajás: City Palace (Jaipur)

Rajastán uno de los estados más icónicos de India. Un escenario donde la opulencia de antiguos reinos y maharajás ha dejado una herencia a descubrir de diferentes formas: tours por el desierto del Thar, pozos centenarios o  ciudades como Jaipur, cuyo City Palace evoca el encanto indio que vinimos a buscar en forma de palacios y colores celestiales que también custodian mil y un secretos.

Pavos reales en la entrada al City Palace de Jaipur.

Una de las puertas de acceso al City Palace de Jaipur. © Payal Jhaveri

La India cotidiana: Jodhpur

Dentro del propio estado de Rajastán, la conocida ciudad azul de Jodhpur abre las puertas a una India amable y silenciosa. Ideal para refrescarse del desierto en un azul que todo lo envuelve, Jodhpur se erige junto a una Fortaleza de Mehrangarh convertida en uno de los monumentos más icónicos de India.

Recorriendo las calles de la ciudad de Jodhpur en Rajastán

Calle en la ciudad azul de Jodhpur. © Animesh Ray

La India espiritual: Varanasi

Dicen que Varanasi supone la puerta entre dos mundos: el nuestro y el de los muertos. Dos universos unidos por un Ganges convertido en el río más sagrado del mundo y destino final para millones de peregrinos que vienen a esta ciudad de Uttar Pradesh para morir en paz en sus famosos crematorios. Adentrarse en Varanasi supone hacerlo a esa India espiritual, la del incienso y las flores naranjas en el agua, para experimentar una energía única.

Mono indio en Varanasi

Acceso a uno de los ghats de Varanasi.

La India histórica: Hampi

Cuando los primeros viajeros extranjeros llegaron a India en el siglo XV, Hampi se convirtió en el principal protagonista de unos relatos que ensalzaban el esplendor de la capital del imperio Vijayanaga. Designado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y considerado como la gran atracción del estado de Karnataka, Hampi abarca hasta 350 templos que se convierten en perfecto testimonio terrenal de la grandiosidad de India.

Puerta de Hampi. © Suresh Bhat

La India mediterránea: Pondicherry

En esta puerta existe buganvilla alrededor y palmeras en un jardín tropical. Meca del frescor y los colores, la puerta de India del Sur invita a perderse entre canales por la selva en Kerala, templos psicodélicos como el Meenakshi o pueblos de estilo mediterráneo como el mágico Pondicherry.

Encanto mediterraneo de India del Sur en Pondicherry

Puerta de una vivienda típica en Pondicherry.

La India de las historias: La tuya

Con 330 millones de dioses incluidos en su mitología, la India es un país lleno de historias en el que poder trazar la tuya propia. Ya sea en mitad del desierto, mientras compartes un té chai con un peregrino o frente a un atardecer en el Taj Mahal, estamos seguros de que tendrás mucho que contarle al mundo.

De que podrás sumar una historia más a las Mil y Una Noches de Scherezade.

Puerta de un templo de Krishna

Mujer entrando en un templo de Krishna. © Claudalia

¿Y tú? ¿En qué puerta de gustaría colarte a la hora de viajar a India?

¿Quieres que te diseñemos un viaje exclusivo al Subcontinente Indio?

Comentarios

  1. Asuncion

    Sin duda muchas pero la mejor el Taj Mahal fue impresionante y muy emotivo..

Responder

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.